Canotaje en el río Fulda

P1160076 

Me encontraba por segunda vez en un fin de semana reservado para remar, y sería la primera en que me subiría a un kayak. Aunque los demás escogieron botes, como siempre, yo quería probar esta opción y me gustó. Es mucho más liviano, se puede avanzar más rápido, cansa un poco más y se tiene que estar preparado para ir mojado casi todo el tiempo; afortunadamente hubo mucho sol, con lo cual esto último fue más fácil. Al final, no supe decir que prefería entre los dos, cada uno tiene sus cosas buenas; pero ahora estoy segura de que no elegí mal.

Fuimos en carro hasta el lugar de partida, un pueblito llamado Mecklar, del que solo vimos la estación de bomberos; de allí fuimos a través del río, hasta llegar al camping donde estábamos amaneciendo. No es posible saber, con total certeza, cuántos kilómetros recorrimos, pero se trató, en general, de un trayecto corto; serían aproximadamente unos 13.

Durante el recorrido, pudimos observar algunos pueblos y paisajes muy bonitos; y sobre todo, disfrutar de los sonidos de los pájaros y el agua, en la tranquilidad del lugar, silencioso y natural.

Paisaje desde el río

Paisaje desde el río

Nos encontramos con otros que también se estaban divirtiendo, disfrutando de la naturaleza y el clima; aunque después de un poco tiempo, alzaron el vuelo. Parece que no les gusta tanta compañía.

Cisnes en el río Fulda

El viaje estuvo divertido, intercambiando los lugares; algunas veces detrás de los demás, otras adelante y otras juntos; con cortas pausas para intercambiar comidas, bebidas y algunas palabras.

Remando

Chicas remando

Después de un largo rato navegando, vimos un puerto, que indicaba ser el momento ideal para una pausa. Hay muchos ríos que son adecuados para esta actividad, y poseen algunos de estos, en puntos estratégicos, por ejemplo cerca a los camping, como en este caso; o a restaurantes y lugares similares.

Puerto en río Fulda

Inmediatamente arribamos, tuvimos en frente un toldo con bancas, muy apropiado para la hora del almuerzo; aunque finalmente preferimos estar en la hierba, para descansar y tomar el sol, antes de reiniciar el recorrido; yo aproveché también para secar mi ropa.

Descansando para continuar remando

Más tarde continuamos, y no pasaría mucho tiempo para que estos cuatro botes y un kayak, llegaran a su destino; después de haber hecho, por primera vez, canotaje en el río Fulda.

En kayak por el río fulda

Anuncios
Categorías: Actividades, Alemania, Rotenburg | Etiquetas: , , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: