Archivo mensual: septiembre 2013

Me gusta, no me gusta

Como les dije el viernes pasado, hoy estoy participando de la iniciativa del blog Gatito Jerome, sobre las cosas que me gustan y no me gustan, al estilo Amélie. Oficialmente es mañana, pero yo me adelanté un poco, para respetar mis días de publicación. Aquí, podrán saber cómo han ido estos días desde mi regreso, lo que me he encontrado y esas cosas que me gustan y no me gustan en una ciudad tan conocida y desconocida a la vez.

Las cosas que me gustan

– El recibimiento con arepa de chócolo, quesito y chocolate en doña Rosa.

– Volver a escuchar el acento paisa a todo mi alrededor.

– Encontrarme un avión muy  moderno para el vuelo nacional con Avianca.

Avion avianca.    Avion avianca

– Que Medellín tenga un sistema de bicicletas públicas.

– Saber que el invierno no llegará, como en Leipzig.

– Que me estén apoyando con sus votos en los premios bitácoras.

– Que me llamen a saludarme y darme la bienvenida.

– Recordar que la leche la entregan diariamente, en la entrada de los conjuntos residenciales.

Entrega de leche en Medellín

– Reencontrarme con mis amigos.

– Poder volver a comer granadilla, después de dos años sin probarla.

– Leer: Bienvenidos a Colombia. Y saber que estoy en casa.

Migracion Colombia. Bogota

 

Las cosas que no me gustan

– No acostumbrarme todavía al cambio de horario y pasarme el día cansada.

– Encontrar que ahora soy la única soltera de la familia… y me perdí todos los matrimonios.

– Que la gente siga comprando en grandes cadenas de supermercados.

– Que las personas no digan las cosas de frente y con claridad.

– Que los show o presentaciones en los restaurantes incluyan rancheras y similares.

Show cantante en restaurante alma llanera

– Que el aeropuerto José María Córdova no tenga carritos para que cada uno pueda transportar sus maletas.

– Sentirme extraña en mi ciudad de siempre.

 

Aquello de que me despierte cada día a las 5:00 am y no pueda seguir durmiendo, es de esas cosas que no apetecen mucho, pero que también pueden aprovecharse. Por eso, es de esas pocas de las que puedo decir: me gusta, no me gusta.

Anuncios
Categorías: General | Etiquetas: , , , | 16 comentarios

Un feliz regreso

Torre control. Aeropuerto Madrid Barajas

Ya han quedado atrás los movidos días, con maletas, vuelos, trenes, buses, para finalmente, estar de nuevo en mi país. He tenido una última semana inolvidable en Europa, viajando un poquito por España. Primero Barcelona, para dejarlo todo listo allí, incluyendo la visita al MACBA, cuyo edificio diseñó el arquitecto que más admiré en mis años de universidad, Richard Meier. Después Zaragoza de la que había escuchado que era hermosa, pero que en realidad no tenía ninguna idea de lo que me encontraría; siendo geográficamente perfecta para visitar antes de llegar a Madrid. Y por último, la capital, que no podía irme sin conocer. En estas dos últimas, las recomendaciones de el boquerón viajero fueron claves para disfrutar las ciudades desde su lado más local, como tanto me gusta.

Ahora, en el avión, cuando por fin puedo respirar y pensar, solo me queda dar las gracias a todos, a los de un lado y a los del otro, a los nuevos amigos y a los que llevan dos años esperando este regreso, a mi familia de siempre y a la nueva. Ya les había compartido algunos de mis pensamientos en una corta despedida-bienvenida pero es que ahora montada en un avión, empezando a ver tierra latinoamericana, como que es hora de creérselo. ¡Regreso a casa!

Empezando a ver Venezuela desde el aire

Y tendré que tomármelo con calma… necesito tiempo para empezar a asumir el cambio, por eso continuaré escribiendo sobre algunas ciudades ya visitadas, incluyendo las de los últimos días, y aprovecharé para desatrasarme de temas que han ido quedando iniciados. También participaré las próximas semanas de dos iniciativas blogueras que me han gustado: Me gusta, no me gusta y I love my blog. Aunque será inevitable irles contando las novedades.

Por ahora, solo me falta decir que no sé que vendrá con los próximos días, pero que gracias a Dios, he tenido un feliz regreso.

Categorías: General | 2 comentarios

Visita a vuelo de cigüeña por Tangermünde

Puerta de entrada a la ciudad con dos torres

Tangermünde es un pueblito muy poco conocido, pero muy bonito. Presenta una sencillez que lo hace muy especial, enmarcado dentro de su propia historia, que puede leerse a través de sus edificios, como en casi todas las ciudades alemanas. Al igual que Magdeburgo, está ubicado dentro de Sajonia-Anhalt. Cuenta con la puerta de entrada a la ciudad, más bonita del norte de Alemania, del tiempo medieval. Esta cuenta con dos torres, la de la derecha erigida en el año 1300 y la redonda de 27 metros de altura, construida a mediados del siglo XV.

En la visita que realicé pude conocer gran parte de su historia y de los edificios que la conforman y la mantienen vigente hasta la actualidad. A continuación les presento aquellos elementos que sobresalen en la vida de esta ciudad.

Principales componentes de la arquitectura, vida e historia de Tangermünde

Muro de la ciudad

Tangermünde es de las pocas ciudades del norte de Alemania que conserva el muro, encerrando su casco antiguo. Aunque quedan pocos restos del mismo, construido en el siglo XIV, debido a las inundaciones que sufre esta región en las cercanías a los ríos Tanger y Elba. El muro estaba custodiado por las torres Putinnen, con forma cuadrada, que fueron construidas en 1470. No se tiene claridad sobre el porqué de su nombre.

Muro de la ciudad. Stadtmauer Tangermunde  Puerta de entrada peatonal a la ciudad antigua  Torre Putinnen

Rathaus, alcaldía o ayuntamiento

Es la más grande construcción artística del medioevo tardío del norte de Alemania. La parte más antigua, el ala oeste, fue construida en 1430. A 24 metros de altura se encuentra el salón de fiestas, construido en arte profano, el resto de la construcción es de 1480. Las escaleras libres, pensadas por el maestro de obras Friedrich August Stüler, que unen la sala de fiestas y la sala del alcalde fueron construidas en 1846, ahora hacen parte de la entrada principal de la alcaldía. En el sótano, entrando por un costado, se encuentra el museo de la ciudad.

Rathaus alcaldia Tangermunde    Rathaus alcaldia Tangermunde.

Casas antiguas

Sus casitas son hermosas y tan antiguas como el mismo pueblo, algunas se mantienen muy bien conservadas y tienen sus años de construcción orgullosamente inscritos en sus fachadas. De la misma manera, cuenta con un conjunto de edificios que la hacen ser muy apetecible para conocer y recorrer.

Además, cuenta con un antiguo claustro dominicano, construido en 1438, que cien años más tarde, en la época de la reforma protestante, fue convertido en hospital. Después fue destruido por las tropas danesas, en la guerra de los 30 años y hoy se pueden ver los restos de la iglesia y sus muros.

Edificio de correos Tangermunde    Iglesia de Tangermunde    Edificio de manufactura de ceramica. Tangermunde

Casa antigua de 1719 en Tangermunde     Antiguo claustro dominicano

El puerto

El puerto, le da al pueblo ese toque mágico e inspirador que tienen los lugares en torno a fuentes de agua. Principalmente salen pequeñas embarcaciones y es posible hacer paseos turísticos en botes, dentro del mismo, o a otro cercano, como Parey, que cuenta también con diversas ofertas de actividades grupales y familiares; perfectas para realizar con niños. Un paseo a lo largo del mismo, puede ser un relajante y divertido plan.

Puerto de Tangermunde. Rio Tanger y Elba

Las aves

Al final del puerto, los más privilegiados son los pajaritos, que encontraron un lugar seguro para construir sus nidos y alimentar a sus pichones en aquellos primeros días de vida, es impresionante la enorme cantidad que puede observarse debajo del techo de las zonas de descargue de una antigua fábrica.

Pero si hablamos de aves, las que más miradas se llevan son las cigüeñas, estratégicamente ubicadas en el centro de la ciudad, nada más y nada menos que sobre el techo de la alcaldía y algunos otros vecinos. Ya había visto algunos nidos de ellas, pero era la primera vez que veía a una dentro de ellos, me encantó.

Pajaros y pichones en sus nidos   Cigueña en su nido.

Y espero que a ustedes también les haya encantado esta visita a vuelo de cigüeña por Tangermünde.

Categorías: Alemania, Países, Tangermünde | Etiquetas: , , , , , , , , , , | 2 comentarios

¿Quieres visitar la planta de BMW en Leipzig?

Bienvenidos a la fábrica del futuro. BMW

Si estás pensando en visitar el edificio de BMW en Leipzig, aquí te doy algunas recomendaciones para hacerlo. Esta planta es una de las más modernas del mundo en fabricación de automóviles. En el momento producen en ella, para todo el mundo, cinco modelos de la marca, entre los que se encuentran el BMW X1, uno de sus convertibles y el primer eléctrico BMW, que empezó a producirse el miércoles pasado. Antes de esta nueva incursión, diariamente, salían de la fábrica 740 vehículos nuevos, con diferentes destinos en el mundo, y todavía más sorprendente que la cifra, es saber que todos estaban vendidos. Cada auto se produce para un cliente específico en cualquier parte del mundo y la producción empieza solo después de haberlo vendido.

Inscripción para hacer la visita a BMW

Para visitar las instalaciones de la empresa se debe hacer una inscripción con alguna anticipación, en la página web de BMW. Se pueden realizar diferentes tours, incluso uno arquitectónico, para poder ver la obra de Zaha Hadid en todo su esplendor. Este, no pudimos realizarlo, porque en ese momento no habían más personas inscritas, solo era posible contratarlo por 110 euros, para un grupo. Una excelente idea para una visita de arquitectos a Leipzig.

Por lo tanto, tuvimos que optar por el tour convencional, para ver todo el sistema de producción, que está también muy interesante. A partir de ese momento recibimos la cita para una visita que se realizaría 20 días más tarde. Normalmente, éstas se hacen en grupos de 30 personas, y no son permitidas para gente con marcapasos. Tiene un costo de 6 euros o 4 para estudiantes y una duración de dos horas y media.

Recepcion edificio principal BMW Leipzig. Planta de producción

¿Cómo llegar a la planta de BMW en Leipzig?

La planta de BMW se encuentra en la zona norte de Leipzig, muy cerca del centro ferial de la ciudad o “Messe”. Si se tiene vehículo se puede acceder muy fácil y rápido. Si no, es posible hacerlo en trenes de cercanías y bicicleta o con tranvía y bus. Nuestra “cita” la recibimos para las 8:30h, por lo tanto, tuvimos que avisar que llegaríamos tarde, ya que usando cualquiera de las conexiones nos sobrepasaríamos 10 minutos del tiempo. Esto es algo muy importante para tener en cuenta al momento de concretar el día y la hora de la visita.

Trenes de cercanías y bicicleta

Como queríamos aprovechar para conocer Halle después de terminar la visita, compramos un tiquete del día, para cinco zonas, que nos sirviera hasta allá. Con este tiquete es posible llevar gratis la bicicleta en cualquier tren de cercanías que se use, entonces la conexión quedaba casi perfecta.

El primer tren desde la estación principal de trenes hasta Leipzig Messe salía a las 8:11h, después de ocho minutos llegamos y empezamos el recorrido en bici, aproximadamente unos 15 minutos, a buen ritmo. Después de parquearla se camina algunos minutos más, hasta la entrada.

Tranvía y bus

La otra opción que se tiene para llegar a BMW, es usar el tranvía número 16 que se toma en la parte exterior de la estación principal de trenes y llega también a Leipzig Messe. El bus sale en dirección a la fábrica desde el mismo lugar donde para el tranvía.

Ambas maneras pueden combinarse, llevando la bici en el tranvía, sin olvidar que necesita un tiquete extra, o tomando el bus después de salir del tren. Finalmente, llegamos a las 8:42h a la puerta de ingreso y el recorrido ya había iniciado. Aunque habíamos buscado todas las opciones posibles, no había ninguna otra manera de llegar más temprano, excepto haciendo todo el trayecto en bicicleta y es bastante largo.

Recomendaciones para visitar BMW

Algunos consejos que me gustaría darles a quienes desean hacer esta visita son:

  • Solicitar una visita con anticipación, teniendo en cuenta que sea a partir de las 9:00h si no se dispone de vehículo.
  • Buscar las conexiones cuidadosamente y decidir la mejor manera de llegar al lugar con 15 minutos de anticipación.
  • Ir muy preparado para sorprenderse con tantos detalles.
  • Tener un tiempo, antes o después de la visita, para observar el edificio exteriormente y tomar todas las fotos que se desee, adentro no es posible hacerlo.
  • Si desea ver la producción del primer automóvil eléctrico de BMW, es necesario esperar hasta enero del 2014, que es cuando empezarán las visitas en esa zona.

Más adelante les contaré cómo estuvo la visita, las cosas que aprendimos y algunos detalles más a cerca de este gran edificio. Por ahora ¿quieres visitar la planta de BMW en Leipzig?

BMW 118i en planta de produccion Leipzig

Otras actividades que realicé en Leipzig:

La despedida de Michael Ballack

Visita a los museos GRASSI

Recorrido cultural y gastronómico por Südvorstadt

Categorías: Actividades, Alemania, Leipzig, Lugares, Países | Etiquetas: , , , , , , , , , | 1 comentario

La imagen de Praga

Escudo de Praga

Hasta la semana pasada la imagen de Praga que había quedado grabada en mi memoria era la de una ciudad histórica, imponente, fría y desolada. No era para más, la había visitado uno de aquellos febreros en que las temperaturas bajaron más de lo esperado. Estábamos a -21°C y lo único que esperaba encontrar en ella, era un lugar cálido en el cual volver a sentir mis dedos. Esa sensación nunca la olvidaré, pensé que se me iban a quebrar por el frío. Atravesé el puente Carlos tratando de ver todo y disfrutar mi primera vez en Praga (solo media hora), pero a veces no podía ni levantar mi cabeza. Se me hizo larguísimo.

Angela en el puente Carlos de Praga

Ahora que he regresado a conocer la ciudad, me he encontrado a otra completamente diferente. Pude encontrar su lado histórico con mucha más profundidad, pero también otros aspectos que cambiaron la visión que tenía de ella. No solo por lo maravilloso que puede ser el cambio natural de las ciudades y personas, por las estaciones, si no por algunas otras que salen a relucir.

Varias cosas llamaron mi atención, las que más, los turistas invadiéndola y las mujeres tan sofisticadas. Con las vistas que tuve de la ciudad, desde lo alto, me sorprendió el rio de gente sobre el puente Carlos, ni loca pasaría por allí, no creí decir eso pero prefiero el puente en invierno. Así estuvieron todos los lugares y reconfirmé mi deseo de ir independiente, a mi ritmo y con algo de tranquilidad, no en medio de miles de personas que quieren ver por la misma ventana y tener que hacer fila para hacerlo. Entré al castillo y a lo que me permitió el tiquete pequeño, pero si hoy me preguntaran, diría que es mejor quedarse afuera, mientras todos entran. Con las partes que se permite ver sin pagar es suficiente.

Vista del puente carlos, Praga, desde el parque Letenske sady

Con respecto a las mujeres, fue impresionante la manera como se visten y arreglan, completamente chics. Me hizo pensar en lo acostumbrada que estoy a las mujeres alemanas, que en general no se arreglan mucho. Supongo que la excepción se dará en las grandes ciudades, pero nunca vi a mujeres como en Praga. Dan bastante importancia a la moda, para cada momento del día. Y seguro me he olvidado también de las mujeres de mi ciudad, que sin duda me sorprenderán al volver, estarán casi igual a estas o tal vez más.

Esta fue la Praga que me encontré al volver, la que permanece y se conserva, pero a la vanguardia de la moda. Aquella que todos quieren visitar, recorrer y mirar por allí y por allá. La que tiene cabida para todos y ofertas de todos los estilos y colores. Una ciudad maravillosa, con muchas caras, esta es para mí, la imagen de Praga.

 

La impresión que he tenido de otros lugares:

Una mirada a Barcelona

Rotenburg, la ciudad de las esculturas

Impresiones de Polonia

Categorías: Países, Praga, República checa | Etiquetas: , , , , , , | 1 comentario

El Panometer Asisi

Panometer Asisi. Leipzig   

Siendo una de las grandes atracciones de Leipzig, algunas veces había escuchado este nombre pensando en qué sería Asisi. Lo bueno es que ahora que he visitado este lugar, pude descubrirlo, es el diseñador de las obras que llevan su apellido. No tenía idea de que existían otros Asisi, en Dresde, Roma, y creo que algún otro más. Son sorprendentes.

El recorrido inicia con algunas exposiciones, que cuentan sobre la historia de la ciudad, habitantes, bebidas, jardines públicos, festivales, grandes músicos y demás, a lo largo de los años. Es posible enterarse de cosas, como que en Leipzig apareció el primer periódico del mundo; mientras se va caminando por los escenarios, que van cambiando para hacer más ameno el recorrido circular.

Interior exposiciones asisi. Leipzig  Interior de panometro asisi Leipzig  Exposición Asisi. Thomanerchor

Después se encuentra una exposición sobre la guerra. Este año se cumplen doscientos años desde que en 1813 tuvo lugar la batalla de las naciones y Napoleón fue derrotado, en Leipzig. Es un recorrido por sus luchas e historia, esta fue la única que perdió totalmente. Se acercaba el principio de su final.

1813. Asisi Leipzig   

Después, se llega al panorama, lo más esperado para quienes saben a qué van y lo más inesperado para mí, que pensé que ya había perdido mis 10 euros de la entrada porque solo vería exposiciones a todo su alrededor, hasta volver a llegar a la salida. La guerra es ahora el tema de este Asisi, que creo va cambiando cada cierto tiempo y seguro este es el de este año, uniéndose a la celebración de estos 200 años. Se trata de una visión panorámica de 360°, con un efecto tridimensional, que permite sentirse como un actor dentro de la exposición y no solo como un espectador.

En este momento, adentro pueden revivirse aquellos momentos de la batalla, con soldados, tropas, gente corriendo, incendios; magníficamente elaborados, vistos desde la cubierta de la iglesia de Santo Tomás. Napoleón, escondido debajo de un árbol, está presto a la fuga. Es casi imposible describirlo. Entre la música y el sonido acorde a la situación, lo vuelven casi una experiencia real. Muy buen trabajo, logrado con varios años de esfuerzo.

1813 Napoleón en Leipzig. Asisi    Panometer Asisi. Leipzig 1813

Batalla 1813 Leipzig. Napoleon    Batalla Napoleon 1813 Leipzig. Asisi

Si aun no lo conoces, ya sabes que en tu visita a Leipzig, no puedes perderte el Panometer Asisi.

 

Otras actividades para hacer en Leipzig:

Museos GRASSI

Parque de animales salvajes

Recorrido cultural y gastronómico

Categorías: Alemania, Leipzig, Lugares, Museos, Países | Etiquetas: , , , , , , , | 2 comentarios

Sucesores de ideas de la Bauhaus

Muchas veces me pregunté ¿dónde quedaron los sucesores de la Bauhaus? aquellos sin un nombre conocido, ¿hicieron obras? ¿continuaron aplicando todo lo aprendido?. Pienso que fueron una generación afortunada y algo tuvieron que hacer después de terminarse la escuela. Hasta ahora solo se habla de la “nueva Bauhaus” como una continuidad de la misma, pero ¿qué hicieron los estudiantes y graduados de la Bauhaus?. Como por fin empecé a descubrir las respuestas, aquí se las comparto.

Si aun no has leído la Bauhaus, una escuela, tres ciudades, puedes hacerlo ahora, para conocer un poco de su historia y estar contextualizado, porque algunos estudiantes no se fueron a Dessau. Además, aquí puedes leer lo que escribí antes sobre la Bauhaus en Dessau.

La escuela de la Bauhaus, fundada por Walter Gropius en 1919, se concentró a partir de 1923 en el desarrollo de prototipos para la industria. Persiguió con mucha perseverancia el desarrollo de modelos para la producción en serie y la colaboración con la industria. La inclusión de los artistas en estos procesos de producción, fue clave para la creación de productos con formas armoniosas y económicas.

Los ideales de la Bauhaus se extendieron y permanecieron en muchos lugares. La concepción de las formas fue transmitida a otras escuelas de arte, talleres e industria.

Escuela superior estatal de arquitectura de Weimar

En 1925 cuando la escuela se traslada a Dessau, algunos estudiantes, entre ellos Otto Lindig y Wilhelm Wagenfeld, deciden quedarse en la institución que sucedió a la Bauhaus: la “Staatliche Bauhochschule Weimar”, la escuela superior estatal de arquitectura de Weimar (1926-1930). De sus talleres se obtuvieron diversos prototipos industriales y obras relacionadas con la construcción.

Como parte del programa de prototipos de muebles desarrollado por Erich Dieckman, se encuentra la cocina. A partir de 1927 fue producida en serie, como una de las primeras, especial para viviendas estandarizadas. Con ella se optimizó el trabajo doméstico, podía ahorrarse espacio y optar o no por detalles funcionales, de acuerdo a las necesidades de cada cual. Resaltan en aluminio, los recipientes para los alimentos, al alcance de la mano.

Cocina en serie 1927. Bauhaus Weimar

Talleres de la Burg Giebichenstein en Halle

En la escuela de artes y oficios de Burg Giebichenstein se trabajaban las técnicas artesanales tradicionales y se fabricaban objetos únicos. Esto fue lo que llevó a profesores y estudiantes de la Bauhaus, como Gerhard Marcks, Marguerite Friedländer y Benita Koch-Otte a cambiarla; se dio una formación ligada a la práctica, con clases especializadas a las que se les unían talleres de aprendizaje. Hubo un gran esfuerzo por colaborar con la industria, llegando a hacerlo con la Fábrica estatal de porcelana de Berlín fundada en 1930.

Vidrio refractario de Jena

Gracias a la participación de creadores de la Bauhaus en la conformación de los vidrios domésticos entre 1926 y 1938, se amplió en grandes proporciones el surtido de la empresa de Otto Schott (quien descubrió en 1887 el vidrio de borosilicato, resistente a altas temperaturas). Gerhard Marcks diseñó una vajilla de té y reelaboró el diseño de la máquina de café Sintrax; que fue reestructurada después por Wilhelm Wagenfeld. Moholy-Nagy contribuyó al éxito de los productos con sus dibujos publicitarios y la elaboración de un video.

Empresa VLG

Después de trabajar en Jena, Wilhelm Wagenfeld diseñó para la empresa Vereinigte Lausitzer Glaswerke Weisswasser AG (VLG) a partir de 1935, artículos de vidrio decorativo y para uso corriente. Hasta 1948 aparecieron elegantes colecciones de vidrio, con la más alta calidad formal y artesanal, a pesar de ser producidas en serie.

La escuela, por su parte, continuó trabajando desde Dessau, con algunas empresas del país; como la fábrica de lámparas Körting & Mathiesen AG, en Leipzig. Así también lo hicieron muchos de los sucesores de la Bauhaus.

Categorías: Alemania, Bauhaus | Etiquetas: , , , , , , , , | 2 comentarios

Una corta despedida – bienvenida

Angela en la estación de autobuses de Liberec. República checa

Ahora que el día se va acercando y la nostalgia por las cosas que dejaré atrás se va apoderando lentamente de mí, creo necesario hacerme una pequeña despedida. Compartiendo mi partida con ustedes. Tal vez sea un buen momento para agradecer a todos aquellos que me leen cada semana, a quienes siguen este blog y con él un poco mi vida, a los que sacan el tiempo para compartir, conmigo y con todos, aquello que piensan, e incluso a los que entran por primera vez.

Mis reflexiones de viaje son hijas de Europa, porque aquí se consolidaron y materializaron, entre Barcelona y Alemania, a veces con la posibilidad de expandirse un poco más. Aunque nunca ha sido un secreto mi país de nacimiento, aquel que llevo en el corazón y que de una u otra manera ha aparecido en muchos de mis escritos.

Hoy les digo que este blog seguirá siendo de acá, aunque mi lugar físico esté muy pronto a cambiar. Aun quedan muchos edificios y ciudades por descubrir y muchas que pude conocer y de las cuales aun no he podido hablarles; como Eisenach, que es la otra ciudad que llevo en el corazón. Tres días a la semana son muy pocos para contarles todo y no creo que en un futuro próximo me de para más. De todas maneras, lo importante es seguir haciéndolo bien.

Aunque, inevitablemente, empezaré a hablarles mucho más de mi país, mi departamento, mi ciudad, mi pueblo y sus alrededores. Ya empiezo a vislumbrar cómo será compartirles aquello que puede ser tan desconocido para los de acá y tan normal para los de allá. Espero encontrar la manera más adecuada de intercalar los temas y lugares sin que todo esto se me vuelva un salpicón, y que puedan seguir encontrándolo interesante e incluso un poco más.

Algo que sin duda marcará mi regreso, será la forma como vea a todos mis lugares, después de dos años de estar sin ellos; después de haber mirado durante dos años, las cosas de una manera tan diferente. Aprendí en este tiempo sobre otras personas, culturas, formas de vida, tradiciones, costumbres; algunas me gustaron, otras no. Ahora me queda la incertidumbre de cuáles serán los ojos con los que miraré al llegar.

Medellín, ya sé que ha cambiado y eso lo voy a notar inmediatamente, aunque como lo digo siempre, la esencia permanece y cuando has aprendido a captar la de un lugar, eso nadie te lo quita; aunque lo transformen 10 veces. Colombia está en un momento importante de su historia y donde todos sentimos dolor de patria. Nuestros campesinos están sufriendo y el país se desangra, sin que sepamos a dónde iremos a parar, solo estamos en manos de Dios. Y tal vez yo no vaya a poder hacer mucho a mi llegada, pero allá estaré acompañando y dando lo mejor de mí.

Así como un día fue de Latinoamérica a Europa, hoy es de Europa a Colombia. Gracias por acompañarme en esta corta despedida – bienvenida.

Angela en Medellín. Feria de las flores 2011

Categorías: General | Etiquetas: , , , , | 4 comentarios

Una visita al parque de animales salvajes

Carnero

Leipzig, la ciudad que no deja de sorprenderme, volvió a hacerlo el fin de semana pasado, cuando nos dispusimos a hacer un paseo en bicicleta hacia el sur, que es donde acostumbra ir la gente en el verano, para disfrutar de “la playa” en torno a un lago. Eran varios kilómetros desde el centro, y como ya se nos había hecho tarde, decidimos continuar adentrándonos en el bosque, para regresar pronto; mientras disfrutábamos de la naturaleza en todo su esplendor.

Desembocadura de un rio canal, en otro    Camino afuera de Wilpark en Leizpig

Casi por sorpresa llegamos al parque de animales de la selva “Wildpark”. Se trata de un zoológico gigante, donde los animales tienen mucho espacio (excepto las aves, como siempre) y están en su entorno natural. Todavía me parece sorprendente que un lugar así pueda estar dentro de una ciudad.

El parque “Wildpark” tiene entrada libre hasta las 19 horas y al parecer existen muchos más, en otras zonas de Alemania. Es posible alimentar a los animales con comida especial “Wildfutter” frutos de la selva, que se compra en una máquina dispensadora.

Dispensador de comida para animales

Los primeros animales que vimos fueron los cerdos salvajes, que todavía tengo la duda si son jabalíes, aunque no se les ve cuernos. Habían muchos pequeños, corriendo detrás del pan que les arrojaban los visitantes. Al frente estaba un alce, libre y con mucho espacio, aunque no se levantó para que pudiéramos verlo bien; durante el día son muy tranquilos, su mayor actividad la tienen en la mañana. Más tarde, vimos a la pareja igualmente echados, al lado de su guarida.

Cerdos salvajes- Wildschweine   Alces en Wildpark en Leipzig

Al entrar al parque empezamos a ver algunos animales pequeños: un mapache, una tortuga de agua, un zorro rojo y algunos más, que era difícil identificar. Estaban muy escondidos.

Mapache en su casita  Lobo rojo en parque de la selva  Steinmarder

Después, nos topamos con los venados, que siempre me han causado mucha ternura y no había podido verlos tan de cerca, son miedosos y se esconden ante cualquier ruido. Solo cuando la comida se les acaba y tienen que salir a buscarla, es posible verlos cerca de los caminos o desde los trenes. Aquí habían grandes grupos y estaban muy tranquilos. Algunas hembras estaban amamantando a sus crías y otro no paraba de mirarme.

Grupo de renos en parque Wildpark en Leipzig    Grupo de venados  en parque Wildpark en Leipzig

Venado rascandose la pata    Venado echado

Como a los venados les gusta tanto el fruto del roble y es lo que más comen, también puede dárseles este, junto con la comida de los dispensadores. Yo había recogido algunos frutos para ellos y haber podido darle comida a uno, fue algo simple y también inolvidable. Era un venado albino.

Dando comida a un venado

Junto con ellos, estaban las cabras, esas no tenían ningún temor de recibir la comida y se terminaron quedando con la mayoría. Sobre todo el carnero que se llevaba a todos por delante, con sus cuernos, para que le tocara todo a él.

Dando comida a una cabra   Dando comida al carnero

Finalmente, visitamos las aves salvajes. Había un búho que me intimidó con sus grandes ojos y un ademán de irse encima de mi, pero me encantó su plumaje, cuando al darse vuelta me permitió observarlo detalladamente. Sus vecinas eran una lechuza blanca y otra café, muy quietas. Todos tenían su comida en el suelo, muy cerca de ellos; ratoncitos y un patito.

Búho en parque Wildpark en Leipzig   Espalda de búho en parque Wildpark en Leipzig   Lechuza blanca en parque Wildpark en Leipzig

Este es un plan muy recomendable cuando se tienen niños o se viaja con ellos, sin duda les va a encantar. Todo lo hicimos en una tarde y sin salir de la ciudad, por eso, estando en Leipzig, no hay excusa para no hacer una visita al parque de animales salvajes.

 

Otras actividades para hacer con niños en Alemania:

Una ciudad hermanos Grimm

Canotaje en el río Fulda

En el centenario de un lago

 

Categorías: Alemania, Leipzig, Lugares, Naturaleza, Parques | Etiquetas: , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Un viaje en globo

Viaje en globo

Esta mañana, muy temprano, al mirar por la ventana, me encontré con una sorpresa enorme; justo al frente de mi casa se encontraba un grandísimo y colorido globo, tan cerca de mí, tan inesperado. Aunque no es de las cosas más típicas de Leipzig, es la tercera vez que me encuentro con un globo volando por los aires. He podido verlos de cerca, aunque no tanto como hoy, son grandes y viajan rápido; diferente a lo que uno podría imaginarse. Estos están llenos de publicidad y viajan muy cerca del canal Karl Heine, a cualquier hora del día.

Al ver a este tan temprano, me puse a pensar en las razones de su madrugón; es probable que haya empezado en la mañana, cerca de las 7:00 am, por la térmica; en la noche la tierra se calienta y ese calor sube verticalmente, de esta manera puede tener más impulso. Pero de esas cosas yo no sé, entonces mejor no hablo más, es solo una posibilidad. Igual, ¡quién quiere hacer un viaje por diversión a esas horas de la mañana!.

Paseo en globo

Entonces, ¿quién puede estar viajando en uno de esos globos? creo que cualquiera que tenga el dinero suficiente para subirse a uno. Me parece haber escuchado que el viaje puede costar unos 180 o 200 euros por persona y, comúnmente, no se hacen estas cosas solo; sin duda, vendrá mejor para ocasiones especiales.

Además, no creo que sean turistas, no se viene a visitar Leipzig para dar un paseo en globo; lo que se ha vuelto cada vez más común, es ir a través de sus abundantes canales, en barco, góndola, kayak o canoa; solo, en parejas o en grupo; por diversión o entrenamiento.

La vuelta al mundo en globo

Sin embargo, el globo es un medio de transporte más controversial, que ha dado mucho de qué hablar; con respecto a hacer en él excéntricos paseos o cuando alguien se atreve una vez más a darle la vuelta al mundo en uno; ya no por romper un record, que parece ser irrompible, si no por la aventura de lo que significa. Pero esto es ya otro terreno, es una cuestión exigente, de cuidado, con muchas situaciones a tener en cuenta, si es que se espera pasar más de algunas horas allá arriba.

Un día cualquiera, terminé leyendo el post de un arquitecto español, que se sumó al listado, en busca de la morfología y estructura urbana de las ciudades; pensé en lo interesante de su cometido y en que con tal presunción y resultado, a mí también me gustaría hacer uno. Tal vez un día esté en frente la oportunidad de hacerlo y la aproveche. No todos los días se piensa en esto, pero que interesante sería hacer un viaje en globo.

Categorías: Actividades, Alemania, Leipzig | Etiquetas: , | 2 comentarios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: