Cinque Terre, un paraíso en Italia

Cinque Terre. Vernazza. Italia

Cinque Terre está formado por cinco pueblos o tierras, consecutivas, que están al borde del mar: Monterosso al Mare, Vernazza, Corniglia, Manarola y Riomaggiore. Es una región protegida y de gran importancia dentro del país, denominada Area Marina Protetta delle Cinque Terre.

Gracias a que había podido conocer lo más importante de Génova en corto tiempo, incluyendo la arquitectura de Renzo Piano; nos quedó un día libre para conocer otro lugar cercano. Finalmente, la elección fue por esta preciosa zona, ubicada en Liguria.

Cómo llegar

Este viaje lo hice con una amiga, a la que fui a visitar en barco desde Barcelona. Nosotras tomamos un tren de cercanías, desde Recco, ubicado a 20 minutos de Génova en dirección contraria y decidimos irnos hasta la última de las Cinque Terre: Riomaggiore. El recorrido hasta allí fue de aproximadamente una hora y media, por lo tanto, desde Génova serían casi dos horas. En la última media hora se tiene visibilidad hacia las demás tierras y sus playas, aunque por tramos, ya que el tren va, principalmente, atravesando la montaña.

Al llegar a Riomaggiore encontramos mucha información sobre toda la zona, por lo que al final entendimos que habíamos tomado una buena decisión. En Monterosso, la última de nuestras visitas y la primera de acuerdo a la organización oficial, la información era escasa y ofrecían solo un plan en barco, más costoso que el convencional.

Playa de Monterosso. Cinque Terre    Llegada en tren a Riomaggiore. Cinque Terre

Cómo recorrer las Cinque Terre

Para recorrer todo el área de las cinque Terre, es posible elegir entre barco, tren y hacerlo caminando; o alternar los tres medios de transporte. La ruta completa, por los senderos peatonales, consta de nueve kilómetros, que se realizan en cinco horas aproximadamente, así que es un buen plan para los caminantes; también porque puede extenderse más allá de los cinco pueblos, por todo el parque nacional, en otros 24 kilómetros. El barco tiene unos horarios y paradas establecidas, para que cada uno planifique su día y la manera como quiere desplazarse; tiene un costo de 15 euros y el billete es válido para todo el día.

Después de caminar un poco para conocer el lugar y las opciones que teníamos, decidimos comprar el tiquete del barco, ya que no queríamos volver a tomar el tren y no estábamos dispuestas para ese tipo de caminata.

Barco haciendo recorrido por las Cinque Terre    Angela en Riomaggiore. Cinque Terre

Nuestro destino pensado para aquella mañana era otro, muy diferente, por eso no estuvimos preparadas para disfrutar del mar y de todo lo que trae su ambiente. Aun así, cuánto me alegra que hayamos tenido que cambiarlo. Es una gran fortuna haber podido conocer las Cinque Terre, un paraíso en Italia.

 

Otros artículos sobre Cinque Terre:

Riomaggiore en fotos
Vernazza, la más linda de las cinco tierras
La iglesia de santa Margarita de Antioquia

Anuncios
Categorías: Cinque Terre, Italia, Países | Etiquetas: , , , , , , , | 9 comentarios

Navegador de artículos

9 pensamientos en “Cinque Terre, un paraíso en Italia

  1. he visto fotos de unos amigos que lo hicieron caminando y es impresionante!

  2. Pingback: La última de las cinco tierras | Reflexiones de viaje

  3. Matías Oubiña

    Yo estoy preparando un viaje a Italia para Junio, y uno de los puntos a visitar es Cinque Terre. Si con lo que había investigado ya me gustaba, después de leer esto, me fascina cada vez más!. Ahora tengo muchas mas ganas de que sea la fecha de partida!.

    Gracias por compartir tu historia!

    • Hola Matías, muchas gracias por tu comentario.
      Me alegra mucho que te haya gustado. Seguro te lo pasarás muy bien. Yo he estado solamente un día y mira para todo lo que ha dado.
      Perdona la tardanza en responderte. Si necesitas algo para tu viaje, con gusto puedo ayudarte.
      Saludos.

  4. Ya retornaré para caminarlas mucho más… y para verlas en un día pleno de sol. Cuando estuvimos, se nubló y hasta llovió un poco, lo que le quitó algo de color al paseo. Por eso si uno puede elegir el día en que vaya (nosotros sólo teníamos ese), es preferible aguardar por el sol. Conviene dedicarle UN DÍA ENTERO. Nosotros viajamos desde Florencia, lo que ocupó casi toda la mañana, y la tarde/noche fue poca para tanta belleza, al punto que debimos renunciar a hacer los senderos. Tomamos el barco desde La Spezia (donde nos alojamos) hasta Monterosso al Mare y volviendo con el tren fuimos haciendo ‘escala’ en tres de los pueblos (a Manarola tuvimos que dejarla sin ver: no llegamos). ¡HERMOSO!

    • Hola Raúl, muchas gracias por compartirnos tu experiencia.
      Cuando se está viajando, nunca se tiene el tiempo que se quisiera para visitarlo todo. A veces hay que dejarse cosas… A Cinque Terre vale la pena ir aunque sea solo un día, como en nuestro caso; y regresar, para conocer hasta sus últimos rincones.
      También espero poder hacerlo y caminar muchos de sus kilómetros.
      Saludos.

  5. Pingback: Destinos en un viaje a Europa | Reflexiones de viaje

  6. Pingback: La iglesia de santa Margarita de Antioquía | Reflexiones de viaje

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: